fbpx
Usamos Cookies.
enero 12, 2021
La comida tradicional polaca. 29 platos que deberías probar en Polonia.

¡El día ha llegado! ¿Finalmente estás visitando Polonia y quieres saber qué comida tradicional polaca probar? Echa un vistazo a nuestra guía de platos típicos polacos y prepárate para un festín abundante. Esto es definitivamente algo que deberías hacer: ir a la cena con el estómago vacío, ya que la cocina polaca es rica y muy generosa en porciones. Todos los amantes de la comida, ¿estáis listos? Una pequeña y justa advertencia antes de que empieces a leer: tendrás hambre en unos pocos segundos... Así que comenzaremos con …

1. El pan polaco

Cuando los polacos viajan al extranjero, esto es algo que más extrañan: el pan. El pan, que ha sido durante siglos el alimento básico de Polonia, todavía se trata en Polonia con gran respeto. Hay ciertas costumbres que la gente todavía observa aquí. Cuando una rebanada de pan cae al suelo debes cogerla y besarla, nunca debes tirar el pan… Y muchos otros. Entonces, ¿qué tiene de especial el pan tradicional polaco? En primer lugar, no es esponjoso y ligero. Está hecho de harina de centeno o trigo. Se necesita bastante tiempo y paciencia para prepararlo. Pero cuando ya está hecho, tiene la corteza crujiente y el olor inolvidable ... ¡Una vez que hayas probado el pan polaco, nunca volverás a otro! ¡Y se mantiene fresco y delicioso durante aproximadamente una semana!

2. Arenque

Avancemos ahora con el entrante más popular en la mesa polaca: ¡el arenque! En polaco “śledź” o “śledzik” (arrenquito), es un pescado muy apreciado y popular en la cocina polaca. Servido de mil formas, la más popular es la marinada en aceite vegetal con cebolla y pepino encurtido. Excelente con un chupito de vodka, por el contraste de sabores. Puede leer más sobre la cultura de beber en Polonia y las forma de beber vodka polaco y no perderse por completo aquí.

Arenques

3. Encurtidos

¡Simplemente esenciales en la cocina tradicional polaca! Pepinos en escabeche, repollo en escabeche, remolachas en escabeche... La verdad es que se puede encurtir casi cualquier verdura. Por un lado, los encurtidos proporcionan este característico sabor fuerte y constituyen un acompañamiento perfecto (o un entrante), por otro lado, durante los largos inviernos polacos eran la fuente perfecta de vitaminas y minerales.

Pepinos

4. Kiełbasa o salchicha polaca.

Carne fina ahumada, sazonada con pimienta y ajo, se puede comer como entrante, en un sándwich (¡pero recuerda que los polacos solo comen sándwiches abiertos, llamados “kanapki”!) o frito. Idealmente, se fríe en un palo sobre hoguera o se asa a la parrilla durante las fiestas en el jardín en verano que reúnen a muchos amigos y familiares. Su olor también te guiará por las calles de las ciudades polacas ya que es uno de los platos estrella de Food Trucks polacos. ¡Recuerda comerla siempre con mostaza, acompañada de un pepino encurtido!

Salchicha polaca

5. Kaszanka (morcilla)

Trigo sarraceno, sangre en una tripa de intestino. Se sirve caliente, frita sobre una hoguera o asada (como kiełbasa); ideal acompañada por ogórek kiszony (pepinillos encurtidos).

6. Oscypek

Queso ahumado elaborado con leche de oveja salada, característico de la región de los montes Tatras, protegido desde 2007 por la UE como Especialidad Tradicional. Los artesanos de oscypek son los ¨górale¨, montañeses polacos, una minoría étnica polaca. Para saber más sobre ellos, ¡haz una escapada a Zakopane, donde puedes encontrar nuestros tours! Oscypek es una delicia para el paladar, salado, ahumado y delicioso al horno o asado, tostado un poco y acompañado de mermelada de arándano rojo! Es un acompañante perfecto para una cerveza!

Oscypek

7. Sopas polacas

Para mí, esto es otra cosa sin la que simplemente no puedo vivir: las sopas polacas. ¿Sabías que en la cocina polaca hay más de 200 tipos diferentes de sopas? Y varían de una región a otra, pero echemos un vistazo a los que simplemente tienes que probar:

  • Rosół

Caldo de carne. Todo verdadero polaco lo comerá la cena del domingo como primer plato. El caldo tradicional está hecho de tres carnes diferentes, generalmente pollo, ternera y ternera a fuego lento durante un par de horas con verduras. Se sirve con fideos finos.

  • Żurek

Sopa de harina de centeno fermentada que se sirve con huevo, champiñones y salchicha. Exclusivamente polaco: ninguna otra nación del mundo lo hace: fermentar harina para hacer una sopa. ¡Nosotros lo hacemos!

Żurek

  • Barszcz

Sopa de remolacha, se puede servir sola (como bebida caliente); con una krokiet: crepe relleno de carne y champiñones empanado y frito); con uszka - pequeñas empanadillas en forma de oreja rellenas de carne o champiñones (las que tienen champiñones se sirven durante la Nochebuena polaca). De nuevo, se hace con un líquido de remolacha fermentada, agua con sal, hierbas y especias. Este líquido se llama zakwas y se puede beber crudo ya que es muy saludable.

Barszcz

  • Ogórkowa

Una sopa hecha de pepinos fermentados y verduras agrias al estilo polaco. ¡Muy rica! ¡Una de mis favoritas!

  • Chłodnik litewski

Una sopa perfecta para el verano, sopa fría, a base de hojas de remolacha cocidas mezcladas con suero de leche o nata agria (o yogur) con pepinos crudos, eneldo y un huevo cocido. ¿Y por qué litewski? Significa lituano, ya que el origen de este plato proviene de allí ya que Polonia y Lituania estuvieron unidas durante varios siglos. Esa es una historia diferente, pero como puedes ver, la comida tradicional polaca puede decirnos mucho sobre la historia de nuestro país.

  • Flaki

Callos estofados, tradicionalmente de ternera y especias; remedio perfecto para combatir la resaca.

Bueno, estos son solo algunos ejemplos, no puedo escribir aquí sobre los 200... Ahora pasaremos al segundo plato.

8. Pierogi

Tenemos que comenzar con pierogi, las empanadillas polacas cocidas, un plato famoso en todo el mundo. Hay miles de recetas para la masa pero básicamente es harina y agua (a veces también con huevos o puré de patatas) con diferentes rellenos. Cuando los comemos en casa se suelen hervir en agua con sal. La palabra pierogi es plural, por lo que es incorrecto decir "pierogies". Cada polaco recuerda sus días de juventud en casa comiendolos. Y cada polaco tiene sus favoritos. Hay tantos para elegir, ¿cuáles debería probar? Aquí están las versiones más tradicionales:

  • ruskie: de patatas y requesón
  • de carne de cerdo
  • de col y setas, son tradicionales durante la Nochebuena polaca (en polaco Wigilia)
  • de frutas (fresas, arándanos), se comen a menudo en verano cuando la fruta es fresca

Pierogi

9. Kotlet schabowy

Filete de cerdo, empanado y frito (a veces en manteca de cerdo). Es un plato estrella del domingo, el plato principal más popular que se suele comer los domingos en comidas familiares. Se sirve con patatas cocidas y col, sea col frita o col fermentada.

10. Bigos

Estofado de cazadores, plato de olla, generalmente se hace durante los meses de invierno o en ocasiones especiales. Es un guisado de col fermentada y fresca con diferentes tipos de carne y setas. Se acompaña con pan o patatas. Llamado estofado de cazadores, ya que todos los nobles que iban a cazar lo llevaban para comer. Se vuelve mejor y más sabroso con el tiempo, después de calentarlo un par de veces los sabores se combinan mejor.

11. Gołąbki (literlamente "palomitas")

Rollitos de hojas de col rellena estofados. El relleno puede ser de carne picada de cerdo y arroz o de trigo sarraceno con cebolla, champiñones y especias. Se cuecen en grasa y suelen servirse con salsa de tomate o setas. ¡Saben mejor al segundo o incluso al tercer día!

12. Kasza

Conocida en inglés americano como kasha, introducida al idioma por los judíos de Europa Central y Oriental. Trigo sarraceno, un alimento esencial en la dieta tradicional polaca. Se puede comer con guiso de carne o verduras.

13. Racuchy

¿Te imaginas comer un postre como plato principal? Bueno, los polacos lo hacen todo el tiempo, especialmente en verano. Racuchy son tortitas de olor y sabor estupendos. Hechas de harina, leche fresca o agria, huevo, levadura y manzana (en rodajas o rallada). Fritos en aceite hasta que tomen un color dorado, se sirven con azúcar glass.

Postres tradicionales y dulces polacos

De racuchy pasaremos sin problemas al “final dulce” de la comida polaca. Así que ahora vienen nuestros pasteles, tartas y dulces favoritos:

14. Drożdzówka

Bollo dulce, hecho con drożdże (levadura fresca), la cual le da el nombre. Se come normalmente para el desayuno, puede llevar fruta, mermelada, requesón dulce o semillas de amapola. Muy deliciosos son jagodzianki, elaborados durante el verano con arándanos (en polaco jagody). Para ser honestos, estamos seguros de que los dulces polacos son algo con lo que soñarás después de regresar a casa.

15. Pączki

Donuts polacos, bollos fritos, rellenos de mermelada y cubiertos con glaseado. Los mejores y los más tradicionales se rellenan con mermelada de pétalos de rosas. Los polacos los comen demasiados durante el día llamado ¨Jueves Gordo¨, justo antes del comienzo de la cuaresma. Esta es una antigua tradición polaca y somos conocidos por respetar nuestras tradiciones (¡especialmente tan dulces como ésta!). 

Pączki

16. Kremówka

Pastel de dos capas de hojaldre relleno de crema. Era el pastel favorito de Juan Pablo II, que de niño apostaba con sus amigos a ver quién podía comer más.

17. Sernik

Tarta de queso. La tarta de queso tradicional polaco hecha de requesón, frutos secos y glaseado de chocolate.

18. Szarlotka

 tarta de manzana. Los polacos aman a su fruta nacional, cultivan toneladas de ella y preparan miles de cosas con ella. Somos el segundo mayor productor de manzanas en Europa y el cuarto del mundo, después de China, Estados Unidos y Turquía. Hay innumerables recetas de tartas de manzana, pero todas saben todavía mejor servidas calientes y acompañadas de helado. 

Szarlotka

19. Makowiec

Pastel de semillas de amapola, muy típico de Navidades, pero no solo. Elaborado con levadura y con una pasta de semillas de amapola, cocida y molida (normalmente tres veces) con frutos secos. Según la tradición popular, comer makowiec traería felicidad y las niñas que molían semillas de amapola se casarían pronto. Un poco más de información: he oído que este es el pastel favorito de Roman Polański, director de cine polaco. Puedes leer más sobre él y las películas icónicas polacas aquí o aprender sobre él en nuestro recorrido Hollyłódź, un recorrido en Łódź, la ciudad famosa por su Escuela de Cine. Más información aquí

Makowiec

20. Malaga, Tiki Taki, Kasztanki

Legendarios bombones de factoría chocolatera Wawel, rellenos de pasas, nueces, coco, barquillo y cacao. Durante el comunismo en Polonia eran los dulces con los que estaban soñando todos los niños. 

21. Michałki Białe

Bombones rellenos de chocolate y cacahuetes picados cubiertos de chocolate blanco de la factoría chocolatera Wawel.

22. Krówki

Caramelo blando polaco hecho con toffe.

23. Ptasie mleczko

Un dulce suave, esponjitas de merengue cubiertas de chocolate, las hay de muchos sabores. 

24. Prince Polo

Chocolatinas polacas, obleas cubiertas de chocolate, producidas desde los años 50. Aparte de Polonia son populares también en República Checa, Eslovaquia, Hungría, Ucrania e … Islandia. Polonia importaba cantidades muy grandes de arenques de Islandia y los islandeses no podían obtener suficiente Prince Polo polaco conocido allí como ¨Prins Póló¨. Parece justo ¿verdad?

 

Podría seguir y seguir pero escribiendo este texto me dio mucha hambre y tendré que ir a comer algo. Si quieres probar estos platos tenemos una opción perfecta para ti: ¡nuestro Walkative! Tour de comida y vodka! Adelante, hazle gran favor a tu paladar y estómago y reservarlo ahora. ¡No podemos esperar a ver tu sonrisa al comer estas delicias!

Saludos,

Gosia

PS Si queréis saber más sobre el tema de la comida, aquí podéis leer nuestro artículo sobre la comida regional polaca.

 

Related stories: